Una población con gran potencial pero necesitada de respaldo en del movimiento cooperativo, es la juventud.

Una vez identificada esta debilidad, decidimos convertirla en fortaleza creando la Unidad de Juventud para el Movimiento Cooperativo.

 

Así se integró entre el Consejo Nacional de Cooperativas, el Instituto de Fomento Cooperativo, la Comisión Permanente de Cooperativas de Autogestión, la Federación de Cooperativas  Escolares y Estudiantiles y el Centro de Educación y Capacitación Cooperativa.

En la Unidad identificamos tres tipos de juventudes para trabajar: la juventud en riesgo social, la que cuenta con nivel académico intermedio y la juventud con nivel profesional.

Juventud en riesgo social

 

Iniciamos un plan piloto en el cantón de Alajuelita. Se trata de la creación de un Parque Empresarial Cooperativo que genere empleo en diferentes actividades económicas a juventud en riesgo social de la zona.

Hablamos de juventud con problemas de drogadicción, prostitución y delincuencia juvenil. El proyecto ya está avanzado en un 75%. ¿Qué significa esto?.

Que los jóvenes ya fueron identificados y organizados en grupos para trabajar en diferentes economías, según sus habilidades.

Ellos ofrecerán servicios eléctricos, de ebanistería, mecánica automotriz, cosmetología, mecánica de precisión, soldadura y mecánica general.

Significa que el proyecto como empresa ya está elaborado a nivel profesional.

Que estamos en la etapa de capacitación de las personas en doctrina cooperativa, porque creemos que la gente debe saber sobre cooperativismo antes de entrar a movimiento, no después de haber ingresado.

Da decidimos los servicios que ofrecerá, por eso se constituirá como una cooperativa tradicional.

Según su proyección, en diciembre 2009 estará lista para comenzar a trabajar.

Otra juventud en riesgo social que estamos trabajando es la población indígena.

Logramos en Talamanca la constitución de Coopebrica R.L., compuesta por dos etnias: Bribrí y Cabécar.

Su actividad principal es el cultivo de plátanos, y ahora los estamos capacitando para que, además de producirlos, puedan industrializarlo.

Juventud con nivel académico intermedio

También la hemos definido como la población INA. Se trata de jóvenes que no han terminado su bachillerato de secundaria pero sí califican para ingresar a profesionalizarse como técnico en el Instituto Nacional de Aprendizaje.

Es por ello que este semestre inauguramos junto con el Presidente de la República el Programa Jóvenes Empresarios (PROJOVEM), propuesta del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social y la UNED.

El INA y CONACOOP pretendemos, junto con el Ministerio de Trabajo y Seguridad Social y la Universidad a Distancia, capacitar a jóvenes con esas características para desarrollar con éxito bajo el modelo cooperativo sus emprendimientos.

Un ejemplo de ello es Coopebrica R.L., recientemente explicado.

Otro ejemplo es Coopeatragol R.L., integrada por jóvenes de Golfito que ayudamos a definir su proyecto de turismo, los capacitamos en doctrina cooperativa, en administración de contabilidad, libros contables y técnicas de planeamiento.

De igual manera que Coopebrica y Coopeatragol, estamos trabajando con Coopejubi R.L., Coopejaguarundi R.L., Coopejalvi R.L., Jovencoop R.L., Coopesuperación R.L.

Otro caso que genera mucho orgullo al CONACOOP es el apoyo que dimos en conjunto con FEDEJOVEN para integrar y capacitar a los jóvenes de COOPESUPERACIÓN R.L.

Hablamos de jóvenes con discapacidades físicas, pero preparados en inglés y con otras habilidades para ofrecer servicios en call center.

Hoy COOPESUPERACIÓN atiende dos líneas de servicio del Instituto Costarricense de Electricidad, el 115 y 193.

Juventud profesional



Este tipo de juventud son programas para personas entre 18 y 35 años ya egresados de una universidad en el área de la química.

Este año hemos acompañado a jóvenes profesionales de Desamparados que tienen el proyecto de reciclaje y tratamiento térmico de plástico post consumo para la fabricación de nuevos materiales. Ellos integraron Cooperedma R.L.

Nueva metodología para atender juventud



Entre CONACOOP, INFOCOOP y FEDEJOVEN diseñamos una metodología especializada para capacitar juventud en materia cooperativa.

Con el material, los jóvenes duran ocho meses capacitándose en doctrina cooperativa y hasta cómo ser empresario bajo el modelo cooperativo.

Una vez terminado, el joven decidirá si ser empresario o no, pero hasta que entienda cómo funciona el modelo cooperativo.

Actualmente la metodología se encuentra en su etapa final: la revisión legal.